Europa

Andorra

Situado en pleno corazón de los Pirineos se encuentra el Principado de Andorra, un pequeño estado europeo de 65.000 habitantes. Andorra es conocida por sus impresionantes paisajes de montaña y por ser uno de los mejores lugares para practicar esquí, tanto por la calidad de sus pistas como por el entorno, siempre espectacular. El Principado de Andorra posee la extensión esquiable mayor y más alta de los Pirineos. Así que ya sabes, si te apetece esquiar, ésta puede ser una opción.


Es fácil consultar el estado de las pistas por internet, alquilar material, motos de nieve…Y si eres un amante de la naturaleza, éste es un paraíso para ti. Podrás contratar guías que te lleven a los rincones más hermoso de estas tierras, pero ten ciudado si decides aventurarte tú sólo, pues hay zonas que pueden ser peligrosas si no conoces la zona (desprendimientos, taludes…)
Pero Andorra no es sólo naturaleza y nieve, también podemos realizar muchos tipos de actividades, como el termalismo, es decir, disfrutar de lo lindo en sus gratificantes aguas termales, una pasada. O, para los que no se atrevan con los esquís, patinaje sobre hielo. Si preferimos ir en verano, la oferta de ocio y actividades también es amplia. Además del senderismo por los itinerarios de montaña, Andorra es un lugar ideal para los amantes de la caza y la pesca. Y si queremos un poco de turismo cultural podemos visitar el Museo de las Maquetas de Arte Romçanico, o el Museo de la Matrioshka, un curioso museo de muñecas originales de las repúblicas de la antigua URSS. El Museo Nacional del Automóvil también es una opción interesante para los amantes de los coches.
Al ser el destino predilecto de muchos amantes del esquí, la oferta de hoteles es amplísima. Hay hoteles baratos pero también hoteles que están al alcance sólo de algunos privilegiados. Los hay de tres estrellas, como el Hotel Babot, el Hotel Coma, el Hotel las 7 Claus. Hoteles de cuatro estrellas, como el Fenix Hotel, pero también hay hostales y pensiones a precios muy económicos.
En cuanto a la gastronomía, ésta es variada y rica. Podemos conocerla a través de los distintos restaurantes de la zona. Algunas recomendaciones son el restaurante Plató, La Borda de l´Avi, Bon Profit, Camp de Tir o Camp del Serrat. Tras una agotadora mañana de esquí podemos recuperar energía degustando los platos locales y, a continuación, darnos un relajante baño en las aguas termales…un planazo.
Si lo preparas con suficiente tiempo puedes reservar ofertas que constan de varios días de esquí, con o sin monitor, y a veces incluyen equipo. Es cuestión de tantear un poco pero el esquí no tiene por qué ser un deporte para ricos.

Publicidad

Fotografía: Escapadas fin de semana. Andorra

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*